19 de febrero de 2008

Ver a los buenos amigos, que ahora están lejos... ¡qué placer! Ir, contar, beber, reir, trasnochar, volver.

Y saber, que siempre estarán ahí.

2 comentarios:

Ike dijo...

Ojalá, ojalá, ojalá.
A veces, la única forma de sobrellevar una mala racha es saber que los buenos amigos (los buenos) siguen bien.

Carmen dijo...

Sobrellevar las malas rachas... saber que están.
Para terminar con las malas rachas...
acudir sin más.